La sonrisa etrusca de Jose Luis Sampedro

“La sonrisa etrusca” narra la historia de Salvatore, un viejo campesino que está muy enfermo, y por eso su hijo se lo lleva a vivir con él a la ciudad. Allí nuestro protagonista consigue librarse de sus prejuicios, conocerse a sí mismo y ser por primera vez realmente feliz. Todo gracias a su nieto, que también le ayuda a conocer a la que será su compañera definitiva y el amor de su vida.

“La sonrisa etrusca” es una novela maravillosa. El amor que siente el protagonista por su nieto está presente a lo largo de toda la narración:

“Pero casi siempre el viejo va pendiente del niño. Todo en él le asombra: los ojitos tranquilos o ávidos, el manoteo incansable, la suavidad de la piel, los repentinos chillidos.”

sonrisaetrusca

También hay momentos muy divertidos. En especial la interacción entre Salvatore y Andrea, la esposa de su hijo, que vienen de dos mundos opuestos. Por ejemplo, en esta escena, el protagonista está convencido de que su enemigo ha muerto debido a los hechizos que le hizo una bruja:

“Asunto zanjado. ¡Y viva la Marletta, la buena magára!

 Andrea le mira alucinada. “Vivo en el absurdo”, piensa. Por fortuna, la televisión va a dar las noticias.”

sonrisa etrusca-partisano

Salvatore es un partisano rudo, un hombre chapado a la antigua, un luchador cuerpo a cuerpo que se enfrentó a los nazis.

“La mejor vida, Bruno, andar a cuchilladas por una hembra”

Pero el trato diario con el bebé hace que poco a poco empiece a cambiar:

“Aunque se puede ser hombre y también…No sé, pero yo siento dentro algo más, algo nuevo, asomando..¿Qué? Antes me reía de eso:¡ cosas de mujeres!…, pero ahí está ese corderillo..

Hay una escena que me encanta, en la que el protagonista ve por primera vez la Pietá Rondanini de Miguel Ángel, una escultura que posteriormente será importante en la historia.

pieta-sonrisa etrusca

“La impresión crece en el viejo: aquel artista fue de su mismo temple. Por eso ansía comprenderle mejor: ¿qué labró en esa roca, qué nos quiso decir?…Ese personaje en pie, con redondo casco y manto, sosteniendo a un hombre desnudo cuyas rodillas se doblan en el desmayo o en la agonía…¿qué misterio encierra?”

En resumen, “La sonrisa etrusca” es un libro emotivo y entrañable, yo me lo he releído ya varias veces y nunca me canso.Algo que me impresiona es que el autor trata el tema del cáncer con mucha sutileza. No se centra para nada en la enfermedad, que está siempre en un segundo plano y como si no tuviera importancia. Pero sin embargo el hecho de que sepamos que Salvatore está enfermo le da mucha más profundidad a la historia, porque el tiempo se agota y él todavía tiene tanto que hacer, sentir y vivir antes de morirse.

sonrisa etrusca-enamorados

Un libro precioso que recomiendo para todos, a mí de hecho me lo hicieron leer en el instituto como lectura obligatoria, y ya entonces lo disfruté.

Lo que más me gusta: La evolución del protagonista, cómo pasa de ser un bruto insensible a tener el valor de enfrentarse a lo que ha creído siempre, y aprender a ser alguien muy diferente.

Lo que menos me gusta: En algunos momentos Andrea no me parece creíble, hay escenas en las que es exageradamente snob, severa y egoísta. A veces parece casi una caricatura.

¿Qué opináis?¿Habéis leído el libro? ¿Os gustaría leerlo? Espero vuestros comentarios.

Por hoy me despido con un beso para todos. ¡Hasta la próxima entrada!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *