Las incorrectas de Paloma Bravo

Las incorrectas es una novela perfecta para el verano. Divertida, irreverente y muy moderna, combina la denuncia y el feminismo con el humor. También toca temas serios y tristes, pero desde un punto de vista optimista y con unos personajes que no se dejan vencer.

Las incorrectas nos habla de un grupo de mujeres que no tienen nada en común, salvo que son madres. Cuando sus hijos coinciden en el mismo equipo de fútbol, ellas empiezan a relacionarse y poco a poco van creando una red de apoyo mutuo. Porque uno de los temas que trata esta novela es la importancia de la solidaridad, de la sororidad, de que las mujeres luchemos juntas, a pesar de nuestras diferencias. Y siempre involucrando e incluyendo a los hombres, porque aquí encontraremos también a hombres feministas que serán fundamentales a lo largo de todas las historias.

Niños jugando al fútbol

Y digo bien, historias.

Esta es una novela coral, que trata de muchos temas importantes: Educación, abusos, depresión, machismo, el dolor que produce perder a un ser querido, diferentes puntos de vista acerca de qué es y cómo debería ejercerse el feminismo…la lista es extensa.

Tenemos por ejemplo a una madre que tiene que enfrentarse al hecho de que su hija de ocho años es psicópata, y no hay medicación ni tratamiento que pueda curarla. Esa historia me atrapó especialmente porque nunca había leído nada sobre esa cuestión. Pero todas las tramas principales son interesantes, porque todos los personajes evolucionan, aprenden, y cambian a lo largo de la novela.

Las incorrectas es una de esos libros que gustan a pesar de sus defectos.

Y en este caso hubo bastantes detalles que no me gustaron porque le restan credibilidad a la historia. Por ejemplo, los diálogos muchas veces no son realistas, especialmente en lo que respecta a los niños. Lo mismo pasa con el repentino cambio de actitud de Ernesto, que me desconcertó totalmente y sigo sin entender, porque la novela no explica a qué se debe. O Pilar, una persona tan controladora, pero que no ha preparado nada para el bebé ni hecho la mudanza cuando ya está a punto de parir. Esas incoherencias me han resultado irritantes.

Tampoco entiendo la necesidad de abrir subtramas que no llevan a ninguna parte, alguna incluso muy cerca del final del libro. En general tengo la impresión de que a Las incorrectas le sobran páginas, hay bastantes escenas de relleno y algunas tramas se han alargado en exceso.

Hombre y mujer abrazados y sonriendo en la cama

Algo que me ha molestado mucho es el romance entre Inma y Pablo, porque es totalmente innecesario. Inma no necesita a un hombre a su lado, eso es lo primero, y mucho menos en una historia que en otras cosas es tan feminista. Si necesitaba un desahogo, podría haberlo comprado en un sex shop, por ejemplo. Eso habría sido más coherente con el personaje. Porque además esa frase de «Siempre te he amado en secreto», ese tópico tan manido, no pega nada con esta historia. Eso sin contar con que el momento era totalmente inadecuado, después de los sucesos trágicos tan recientes.

Pero lo que realmente me indignó es la visita a la comisaría con los mellizos. Primero, porque no es creíble que la pistola sea tan fácil de coger, no tiene sentido. Entiendo que la autora quería mostrar la inseguridad de Hugo y la impotencia de Cande, de acuerdo. Pero la escena está mal resuelta. Si vas a mencionar un tema tan serio como una falsa acusación de malos tratos con secuestro de menores, trátalo en profundidad y como se merece. Pero no lo uses  simplemente como excusa argumental para llevar a tus personajes de un sitio a otro. Porque lo peor es que al final ni siquiera nos enteramos de qué pasa con ese bebé o con ese padre angustiado, a pesar de la gran carga dramática que tiene esa escena.

Pero aunque tiene fallos argumentales, Las incorrectas es una novela que engancha. De hecho, realmente he disfrutado mucho con la lectura, tanto que el libro está lleno de post-it, y he copiado párrafos enteros:

«Las mujeres que traicionan los roles femeninos siempre son consideradas conflictivas, aunque las cualidades que demuestren sean apreciadas en un hombre. Sea guapa, y sea cuota, que llegará más lejos que siendo lista.»

A mí personalmente me ha gustado mucho el humor irreverente, a veces incluso humor negro, que está presente en casi todas las situaciones. La autora utiliza un lenguaje muy directo. Llama a las cosas por su nombre y a veces puede resultar incluso un poco vulgar, pero también realista. Porque ¿quién no ha dicho alguna vez una palabra malsonante? También situaciones como el enfrentamiento con el entrenador de fútbol y cómo Eva denuncia la discriminación me dieron ganas de aplaudir. Las tramas principales consiguieron intrigarme, quería saber cómo se iban a resolver. Sobre todo porque lo que yo le pido a una novela es que me haga sentir; y hay que reconocer que la autora ha descrito muy bien las emociones de sus personajes, es fácil empatizar con ellos. Hay escenas que han conseguido emocionarme, como cuando describe lo que siente Nico en el funeral, o cuando habla de la depresión. Esos momentos están realmente muy bien escritos.

Lo que me hizo seguir leyendo cuando llegó la parte que no me gustó fueron las reflexiones profundas sobre el feminismo y la educación.

«Nos van mutilando a todos para uniformarnos y posicionarnos a un lado o a otro, como si nos podaran los matices, las diferencias y el talento. Y nos dejamos…»

En resumen, Las incorrectas es una lectura entretenida, comprometida y en su mayor parte bastante amena, que incluye también lecciones importantes para que todos y todas entendamos mejor cómo aplicar el feminismo en nuestro día a día. Hay personajes, como Pilar, con los que no pude evitar sonreír. Hay personajes, como Miguel, que me han enternecido.

Es un libro del que he aprendido y que creo que puede conseguir que el lector cambie su punto de vista y se de cuenta de que lo que asumimos como normal no es necesariamente bueno. Por eso lo recomiendo.

¿Qué opináis vosotros? ¿Habéis leído esta novela? ¿Os apetece darle una oportunidad? Espero vuestros comentarios.

Por hoy me despido hasta la próxima entrada. Un saludo a todos, y no olvidéis seguir disfrutando de la lectura.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close